sábado, 23 de abril de 2011

Otra de médicos

El relato de Marian



Es increíble lo que me ocurrió esta semana en la consulta de un "Médico" especialista. Voy a por unos resultados y comienza a leer para ella misma ( creyendo que yo la iba a entender) hablaba rápido y sin mirarme de frente, le interrumpo recordándole que soy paciente con audífonos, y ella me contesta diciéndome: ¿ Y qué? ¿que quieres que haga? Ya me ha visitado otras veces, y me pareció alucinante su modo de actuar conmigo. Luego me dice que ella es algo sorda también y que también lee los labios, y le digo yo, entonces si tiene el mismo problema que yo, porque no me habla de frente ya sabrá como funciona esto no? y Sonríe..

sábado, 9 de abril de 2011

Evitar a los desconocidos


Suelo evitar a los desconocidos que se me acercan a hablar por la calle, sobretodo si me parecen poco fiables. A veces he vivido situaciones, que no quiero repetir:

Iba por las calles de Barcelona cuando un hombre de unos 40 años me dice algo que no entiendo. Así que con simpatía, me paro, y le hago saber que no le he entendido.

El hombre se sorprende, se debía pensar que iba ha ignorarle y me responde:

- Moza , te interesa conmigo, guapa??

Desvió la mirada y acelero. Me había dicho algún piropo bochornoso, y yo inocente me paré cuando no devía.

En los casos en los que me encuentro una persona que busca una calle, entonces siempre intento ayudar. Si a la segunda repetición no entiendo el nombre de la calle, le digo que no lo sé, hay mas personas dispuestas ha dar una mano mas rapidamente que yo.

Ahora vivo en Italia, y tengo una escusa preparada cuando no me apetece hablar con alguien, sobre todo con los tipicos tipos que te paran por la calle para rellenar una enquesta, o para endosarte publicidad:

- Lo siento, no hablo italiano!

Pero lo cierto es que si que hablo italiano. También suelo utilizar escusas como, no tengo tiempo, o incluso ni contesto. Depende de la situación. Prefiero eso a tener que explicar que soy sorda, como me tiene que hablar, excusarme ante un desconocido no es algo que me guste hacer .

Pero estas escusas no funcionan siempre.

Eran las 5 de la tarde, subo al autobús para ir al centro. Encuentro un asiento libre al final de todo. A la parada siguiente sube un borracho, con una birra, ( a buenas horas). Cruzo los dedos para que no se me acerque, porque no para de decir tonterías a todo el mundo, pero tengo mala suerte, y se acaba sentando justo al lado mio. Y como no, empieza a hablarme.

Me pregunta, señalando la birra:

-Vuoi? (Quieres?)

-No, gracias.
-bla bla bla bla bla bla bla bla bla bla bl.

-No hablo italiano.

- Española!! de donde eres?

La escusa me ha servido de poco, sabe hablar algo español. Tengo dos opciones, irme de allí, dejándole con la palabra en la boca, o decirle que vocalice porque sino no le voy a entender. Uso la segunda, el chico no muestra reparos en vocalizarme. Así que acabamos manteneniendo una conversación, y por coincidencias de la vida, conocia a otra española, que pude a conocer pocos días despues y ahora somos amigas.

Nunca se sabe a quién te puedes encontrar.

sábado, 2 de abril de 2011

Propaganda telefónica

El relato de RS




Suelo trabajar como profesora de refuerzo por las tardes. Un día , me encontraba en casa de una pareja sorda, para dar clases a su hijo, oyente. El padre estaba fuera de casa y la madre en otra habitación. Suena el telefono, y el niño como de costumbre, fué a responder. Pero se encontró con dificultades, y me dio el teléfono a mi, era un operador de una compañía telefónica que ofrece también servicios de internet.

La conversación fue la siguiente:

Yo: Dígame?

Operador: Buenas tardes, hablo con la señora XXX? ( el nombre de la madre del niño)

Yo: No, con quien estoy hablando?

O: Fastweb , queremos proponer a la señora una oferta de internet rápido y a buen precio.

Y: Perdona, si espera un momento la llamo, como ella es sorda tendrá que hablarme a mi, y yo le repetiré todo lo que me diga.

O: Ah…. pero… no hay nadie más con quien pueda hablar?

Y: Si, la señora está, ya se lo he dicho, no hay ningún problema, espere un momento que la voy a llamar…

O: Pero… a ver… yo… la verdad… Pero el marido de la señora esta en casa?

Y: No, no esta, el también es sordo, no veo donde esta el problema, tu me explica su propuesta y yo se la repito a la señora, y después le digo si esta interesada o no.

O: Pero… a ver… Puedo llamar en otro momento?

Y: Mira, los señores ahora son sordos y también lo serán dentro de una hora, al menos que no quiera usted hacer un contrato con el hijo que tiene solo 10 años. Un momento , voy a llamar a la madre…

La madre se acerca y aprovecho para explicarle quien estaba al teléfono y que quería. La oferta no le interesa.

Y: Mire, la señora XXX esta aquí, le acabo de explicar todo lo que me ha comentado y no esta interesada.

El operador cuelga el teléfono sin ni siquiera despedirse.